Lun. Jul 22nd, 2024

James Franco se hace el deportista en su bicicleta, termina entre dos piedras y tiene que cortarse la mano para sobrevivir (SPOILER ALERT!). Ah, perdón si no la habían visto…

Metamos adrenalina…

Qué se viene ?

Con Dany tenemos menos trekking encima que un gringo que vacaciona en Orlando. Pero como nos sobra ánimo, y carecemos de conciencia, estamos arrancando un recorrido de 4 a 5 días donde superaremos los 3200 metros de altura, cruzaremos ríos, lucharemos con animales salvajes y salvaremos alguna aldea atacada por terroristas. Bueno, quizás no tanto, pero seguramente será más exigente que tomar un café en la costanera de Pokhara mientras miramos las montañas a lo lejos.

Cuál es el plan ?

Bus hasta Nayapul y de ahí, 4 días caminando hasta llegar a Poon Hill y emprender el regreso por otro camino. Unos 25 kilómetros, que si les suena a poco, los invitamos a hacerlo en subida y con altura. Sin guía. Durmiendo donde nos dejen, con vista al Annapurna. All the night ! (el Gigoló estafó a tantos, que no se va a ofender que le robemos una frase).

Nuestro (teórico) recorrido

Qué llevamos ?

Menos de lo que querríamos, más de lo que deberíamos. Por persona: 2 remeras, 3 pares de medias, 3 cambios de ropa interior, 1 par de zapatillas, 1 par de ojotas (‘chanclas’ según mi coequiper mexicana), 2 sticks (palos para montaña), botella de agua térmica, medicaciones varias (mareos, vómitos, etc.), pastillas potabilizadoras de agua, barras de cereal, frutos secos, cámara de fotos y NADA MÁS. Bueno, mi lector de libros y Dany sus auriculares (así evitamos hablarnos). Todo en una mochila.

Sabemos que difícilmente tengamos internet, así que los amantes de este blog (?) deberán contener la respiración y esperar a nuestro regreso para saber si terminamos el trayecto o hicimos los papelones que todos esperan.